¿Por qué leer? Porque cada vez que lees un libro, un árbol sonríe al ver que sí hay vida después de la muerte. Sabes que un libro es interesante cuando pasas las páginas sin darte cuenta. Leer, la forma más barata de viajar.

sábado, 9 de agosto de 2014

Reseña: Si decido quedarme de Gayle Forman



Autores: Gayle Forman
Editorial: Salamandra    
Genero: Narrativa
ISBN: 9788498383461
Encuadernación: Tapa blanda con solapas
Páginas: 180

1.Si decido quedarme
2.Lo que fue de ella











Mía tiene diecisiete años, un hermano pequeño de ocho, un padre músico y el don de tocar el chelo como los ángeles. Muy pronto se examinará para entrar en la prestigiosa escuela Julliard, en Nueva York, y, si la admiten, deberá dejarlo todo: su ciudad, su familia, su novio y sus amigas. Aunque el chelo es su pasión, la decisión la inquieta desde hace semanas.
Una mañana de febrero, la ciudad se levanta con un manto de nieve y las escuelas cierran. La joven y su familia aprovechan el asueto inesperado para salir de excursión en coche. Es un día perfecto, están relajados, escuchando música y charlando. Pero en un instante todo cambia. Un terrible accidente deja a Mía malherida en la cama de un hospital. Mientras su cuerpo se debate entre la vida y la muerte, la joven ha de elegir si desea seguir adelante. Y esa decisión es lo único que importa.



Supe que tenía que leer este libro justamente en el momento en el que vi el tráiler de la película basada en ella. Hasta ese momento (aunque parece extraño) nunca había oído hablar sobre este novela y, hasta la confundí con una que se parece (o, por lo menos, es lo que a mí me parece) que es Si no despierto de Lauren Oliver. 

La historia cuenta lo que sucede durante las 24 horas posteriores al accidente que sufren Mia y su familia. Pero, más que ser una lectura tediosa donde nos narran todo lo que le ocurre en el quirófano y en la UCI, la autora lo intercala con los recuerdos de algunos de los momentos más importante en la vida de Mia que nos hacen profundizar en su vida.

Ahora me doy cuenta que morir es fácil. Lo duro es vivir.

Aunque la historia tan solo transcurra en 180 páginas aproximadamente los personajes son una de las cosas que más se ha currado la autora. Gracias a ello podemos ver cómo eran sus padres y familiares antes del accidente a través de sus recuerdos como ya he dicho. La verdad es que les he cogido cariño a casi todos, sobre todo a sus excepcionales padres, a su hermanito Teddy y a Kim que etiqueta a todos en alguna de sus dos categorías, pero en especial a Mia y Adam por la relación tan bonita y especial que tienen. Porque, igual que los dos sienten un amor casi eterno por la música, también lo sienten entre ellos, a pesar de las peleas y desacuerdos que tengan, como pasa en todas las parejas.

Todas las relaciones son difíciles. Igual que en la música, a veces tiene armonía y a veces cacofonía.


Otra de las cosas a las que la autora da mucha importancia es a la música: como hace que una persona intente llegar a la perfección musical, los sentimientos que transmite, los lazos que se unen gracias hacia ella… Hace pensar que, en realidad, la música es un protagonista más de la historia que va de la mano de la familia.








Cuando termina el boletín de noticias, sintonizamos la emisora de música clásica. Escucho los primeros compases de la Sonata para violonchelo n.º 3 de Beethoven, precisamente la obra que iba a practicar esta tarde. Parece una especie de coincidencia cósmica. Me concentro en las notas, imaginando que las toco, agradecida por la oportunidad de practicar mentalmente, feliz de ir calentita en un coche con mi sonata y mi familia. Cierro los ojos. 

Uno no espera que la radio funcione después. Pero funciona.


Aunque es  un libro muy cortito he disfrutado de él y sin duda se merece las estrellas. Aunque haya una continuación, tiene el final cerrado (eso sí, desde el primer momento ya sabía cómo acabaría) pero tengo unas ganas enormes de leer Lo que fue de ella. Es una libro perfecto para una tarde aburrida o, simplemente, cuando quieras leer un buen libro. 

Lo mejor: Los personajes y sus recuerdos

Lo peor: ¿Nada? Antes de saber que tenía una continuación habría dicho que quería saber que les pasa después pero ahora nada.

Bye.

9 comentarios:

  1. Me encantó esta novela y en nada llegará la película ¡que ganas!
    Me alegro de que te gustase :)

    Nos leemos, un abrazo :3

    ResponderEliminar
  2. Este libro lo leí hace bastante tiempo pero recuerdo que disfruté mucho de su lectura, así que estoy deseando ver la película ^^
    ¡Me alegra que te haya gustado!
    Un beso <33

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegro que disfrutarás igual que yo. Yo también estoy deseando ver la peli.

      1 beso!

      Eliminar
  3. Me alegra ver que no soy la única que se confundía esta novela con la de Si no despierto, porque tenía un cacao mental que aún despejé las dudas esta semana.

    Le tengo ganas al libro desde que vi el trailer, antes había oído hablar de él pero no me terminaba de llamar, pero ahora estoy deseando hacerme con él.

    Un besiño

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajaja... ahora me doy cuenta que no soy la única. Ya me dirás cuando te lo acabes

      1 beso!

      Eliminar
  4. ¡Hola! Soy Pablo, redactor del blog Libros Lectureka!
    He descubierto este blog en el directorio de blogs literarios, y la verdad es que lo encuentro muy interesante.
    ¿Te gusta escribir? Si es así, me preguntaba si te interesaría participar en el proyecto de los relatos encadenados de mi blog. Abajo dejo el enlace.
    ¡Mucha suerte y perdón por el spam! ¡Me encanta tu blog! http://libroslectureka.blogspot.com.es/p/lectureka-ink.html

    ResponderEliminar
  5. Hola, me encantaría que conocieras mi blog. Gracias por el tiempo.

    ResponderEliminar
  6. Te he nominado ha un premio en mi blog, si lo contestas me gustaría que me avisaras. Saludos.
    contintaazul.blogspot.com/2014/08/dos-premios-en-uno.html

    ResponderEliminar

¿Os gusta lo que he reseñado, comentado o pregundo? Si es así comentad, sino, ¡también! Pero por favor: sed respetuosos. Gracias.